• Model territorial
  • visita
JoaniNoemí

Reclamamos la clausura del aparcamiento nuevo de Cala Turqueta y la restitución urbanística

.- La petición, que también se presentó el verano pasado, se basa en el hecho que el aparcamiento ubicado a la finca Sa Marjal Vella no dispone de licencia que lo ampare.

.- Esta petición de clausura inmediata se repetirá en los otros casos de aparcamientos sin licencia después de que se compruebe formalmente su apertura por parte del Consell

 

El Grupo Socialista en el Consell ha registrado la segunda demanda de clausura del aparcamiento habilitado por el Consejo a la finca Sa Marjal Vella de Ciutadella.
En concreto se pide “la clausura inmediata del aparcamiento habilitado por el Consell Insular de Menorca en la finca de Sa Marjal Vella el verano de 2013, el cual, se está volviendo a utilizar en julio de 2014;” así como “la restitución de la legalidad urbanística infringida, por no disponer del título legitimador legalmente exigible.”

 

En los atendidos de esta reclamación se cita, en primer lugar, la demanda de clausura de este aparcamiento solicitada por el conseller-portavoz Joan Marqués el 6 de agosto de 2013 y se expone que los argumentos formulados hace casi un año “continúan vigentes.” Estos argumentos explicaban como el 30 de julio de 2013 Marqués comprobó que no constaba en el expediente ninguna autorización administrativa que habilitara la ejecución del proyecto de aparcamiento.

 

El conselller socialista también detallaba que el proyecto no tenía Declaración de Interés General y contravenía “el vigente marco legal y el modelo turístico y ambiental recogidos en los Planes Especiales de Protección de las ANEI de Menorca y en el Plan Territorial Insular que recoge los principios de la declaración de Menorca Reserva de la Biosfera.”
Además de estos problemas de seguridad jurídica, en la demanda registrada el verano pasado Marqués enfatizaba que “el sistema de regulación de accesos a playas vírgenes dispone de medios para gestionar la demanda cuando esta es superior a la capacidad de acogida de las playas vírgenes que gestiona.” Respecto al aparcamiento concreto objeto de la denuncia especificaba que lo que “recoge el Plan Especial Vigente está dimensionado (3.000m2; máximo 120 coches) para la capacidad de acogida de las playas de Cala Turqueta y Es Talaier. Así mismo, el Plan Especial del Camí de Cavalls incorpora la previsión de los aparcamientos necesarios, detallando la ubicación y dimensión, y no hay ninguno previsto en la zona en cuestión.” Precisamente en relación a la capacidad de la playa se advertía sobre la saturación que se podía producir con el incremento del 118% de la capacidad del aparcamiento; perjudicando la imagen de unos de los polos de atracción más importantes de Menorca.

 

A todas estas consideraciones la nueva demanda de cierre añade más argumentos, algunos relacionados con la Norma Territorial Transitoria. Marqués expone que la NTT (aprobada inicialmente el 26 de mayo) “comporta la suspensión en el otorgamiento de licencias y de autorizaciones para todas aquellas actuaciones que no se ajusten a sus determinaciones.” También cita el artículo 9 de la NTT, ‘Aparcamientos en suelo rústico’: “La ordenación de los aparcamientos de ámbito insular se tiene que realizar mediante el correspondiente plan especial que tiene que redactar el Consell Insular de Menorca. Este instrumento tiene que tener en cuenta lo que disponen los planes especiales de las Áreas Naturales de Especial Interés Paisajístico, y en caso de modificar aquello dispuesto en estos últimos lo tiene que justificar convenientemente.”

 

Respecto del papel del Ayuntamiento de Ciutadella el conseller detalla que, en respuesta a preguntas del Grupo Socialista municipal  lna Comisión de Urbanismo del 3 de julio, el regidor de urbanismo afirmó que el expediente de disciplina urbanística abierto por el consistorio ciudadelano no había avanzado porque el aparcamiento se había restituido. “Una afirmación que no se ajusta a la realidad según evidencian las fotografías adjuntadas a la demanda de clausura.” A partir de este hecho se expone que “la cooperación y colaboración interadministrativas es imprescindible, y está regulada, para la protección de la legalidad urbanística en suelo rústico” y se añade que el art. 157 de la Ley de Ordenación y uso del suelo, faculta al Consell Insular “a adoptar las medidas cautelares necesarias ante actuaciones llevadas a cabo sin el título legitimador legalmente exigible.”

 

Además de las consideraciones legales, Joan Marqués también explica que en este caso la separación de los dos aparcamientos “genera la confluencia de vehículos y personas en el tramo de camino que los une. Un problema detectado también a los aparcamientos de La Vall, que se tendría que solucionar, por las molestias de polvo y riesgo peatonal, sobre todo para los niños.”

 

Finalmente en la demanda de clausura del aparcamiento de Sa Marjal Vella se argumenta que “la experiencia del Consell Insular de Menorca en la gestión de los aparcamientos de vehículos a las playas vírgenes de Menorca que tiene habilitados, y la atención de nuevas necesidades de estacionamientos de vehículos en diferentes lugares de la isla debido a nuevas actividades de goce de la natura, permite abordar la revisión o nueva formulación de los instrumentos de planificación territorial pertinentes.”

 

Destacar, por último, que los representantes del PSOE al Consejo reclamarán el cierre otros aparcamientos que el equipo de Gobierno quiere abrir (Favàritx y Punta Nati) si, como todo hace indicar, entran en funcionamiento sin licencia.